Hoy os vamos hablar de diez buenos restaurantes, que llevan poco tiempo en la capital y que están considerados de una «alta categoría». Detalles cuidados al máximo, materias primas de la mejor calidad y un servicio a la altura de las circunstancias, son algunos de los aspectos comunes que encontramos en ellos. Vamos a hacer un recorrido más detallado por cada uno de ellos: